El Cabrero, salud y libertad

15 Abr

Es uno de los personajes más auténticos y controvertidos del flamenco pero ante todo José Domínguez, El Cabrero, es un ser libre y un cantaor que va por libre. Está más cerca de los 70 que de los 60 pero su estampa sobre el escenario no dista mucho de la de ese cantaor que llenaba estadios y levantaba pasiones por su autenticidad y sus mensajes protesta en los últimos años del franquismo. Cuando está celebrando los 40 años de flamenco por los caminos, José de Aznalcóllar sigue en forma y actuando más que la mayoría de los cantaores de su generación. Un documental sobre su figura, El Cabrero, el canto de la sierra, premiado en el Festival de Montreal y que se ha emitido en más de 40 países, no ha encontrado hueco en ninguna televisión pública ni privada en España. Afortunadamente, podemos verlo en Internet. Aquí lo tenéis.

Conocí a El Cabrero hace unos 15 años un día que fui a recogerlo a la puerta del AVE, en Atocha. La primera pregunta que le hice fue, “José ¿y la maleta?” Y su respuesta, genial: “Qué maleta, si me voy mañana”.  Era el día que se celebraba el III Festival Flamenco de Solidarios que con la ONG Solidarios para el Desarrollo organizábamos en el San Juan Evangelista. Un par de meses antes, nuestro gran valedor Alejandro Reyes, nos había dicho “Si traéis a El Cabrero tenéis el público asegurado, además es una persona comprometida que nunca dice que no a una historia social”. Y así fue durante muchos años en el San Juan y, posteriormente, en el Palacio de Exposiciones y Congresos. Siempre que se le llamó, vino. Sin cobrar, se entiende.

Está claro que el público de José es, en parte, tan singular como él mismo. Junto a aficionados flamencos de toda la vida, El Cabrero arrastra, tanto en España como fuera y, particularmente en Francia, a unos incondicionales que sólo entienden el cante cuando él lo interpreta. Muchos de los fieles que le siguen, buscan más allá de la emoción flamenca, algo que tiene más que ver con el compromiso del artista, una apuesta vital  que incluso le costó conocer los oscuros calabozos.

.

Pero hay mucha gente que no es capaz de ver al cantaor detrás de ese sombrero, de su hablar sentencioso (“Hablo con metáforas porque en la universidad donde me he forjado las letras son muy menudas”) y de sus maneras especiales de ser. Gente que no aprecia al cantaor que junto a Lole y Manuel y Camarón era capaz de congregar a más gente del flamenco en los años 70 y que, más allá de populismos, se alzó con los premios de Soleares y Malagueñas del Concurso de Arte Flamenco de Córdoba 1980. Es cierto que su voz recia y seca  – sus críticos dicen que canta plano- está en las antípodas del cante rizado que se estila en estos momentos y que en ocasiones abusa en exceso de los mismos cantes en sus recitales. Pero con los 70 a tiro de piedra, la voz en condiciones que ya quisieran muchos de 30 y una manera diferente de entender el flamenco, EL Cabrero merece ser respetado y que aquellos que no lo han visto en directo aprovechen para ampliar miras en pos de la biodiversidad jonda.

Aquellos que se animen a verlo por primera vez encontrarán en sus recitales el soneto de Borges, una canción por bulerías muy del gusto de sus seguidores, sus tonás con letras del campo y contestatarias, y sus seguiriyas más aceleradas de lo normal, lo que le dan un claro sabor antiguo. Pero si hay un palo en el que El Cabrero alcanza las cumbres flamencas ese es el fandango. Recuerdo que unas horas antes de uno de los festivales de Solidarios, en la comida, se comentó la frase “España va bien” que repetía hasta el hartazgo el por entonces presidente Aznar. El Cabrero se quedó con el cuento y horas después puso en pié al San Juan cerrando su actuación con un fandango improvisado que decía algo así como:

“Dicen que España va bien

y yo le digo al que diga

al que dice que va bien,

ya veremos en unos años

si crece o mengua el engaño”.

Como no existe video de ese momento os dejo estos Fandangos Republicanos que no pueden estar más de actualidad y que no tienen desperdicio. Salud y libertad.

Anuncios

2 comentarios to “El Cabrero, salud y libertad”

  1. elenabermudez enero 10, 2014 a 6:43 pm #

    La cuenta que alojaba el vídeo El Cabrero, El Canto de la Sierra ha sido cerrada por youtube. Hemos subido de nuevo el documental a la página de El Cabrero. Si queréis que el vídeo siga estando disponible para quienes visitan vuestro sitio sólo tenéis que pegar el nuevo enlace.
    Gracias y lamentamos lo sucedido

  2. Flamencólicos. Blog de Jonduras. febrero 14, 2014 a 6:12 pm #

    Cambiado. Esta noche a ver a El Cabrero en Rivas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: